No es la primera vez que hablo de cómo nació Cabrera & Co. Pero posiblemente sí sea la más especial por ser el post inaugural de nuestro website, aprovechando que hace poco cumplimos un año de vida.

Para empezar, tengo que agradecer a todos los que han hecho posible que este sueño, mi sueño, se haga realidad.

Pieza fundamental de este engranaje es Inma Soriano, mi amiga y socia, mi confidente y mi mano derecha.

Mi familia (de sangre), que desde la distancia siempre está al pie del cañón.

A mi primer socio en esta aventura, Ricardo Olavarrieta, que nunca dejó de animarme a crecer personal y profesionalmente.

A Stephanie Conejo y a Triana Mendoza, personas esenciales para mí en este país casi desde que llegué.

Y a tantos otros que no cabrían en esta publicación, pero que sin duda han sido partícipes en algún momento de la historia y a los que les debo el punto en el que actualmente estoy.

De corazón, GRACIAS

Es difícil poder recordar malos momentos, incluso en los inicios, con las satisfacciones profesionales que Cabrera & Co. actualmente nos está dejando, pero sí hay que reconocer que empezar con un negocio desde cero es todo un reto. Más siendo extranjero.

Decir adiós a la comodidad y a la tranquilidad que te reportan un empleo fijo es un paso importante, porque dejas de gozar de cierta estabilidad financiera. Sin embargo, cuando empiezas a ver los frutos que tú solito vas sembrando, merece la pena con creces. Sientes que todo se puede en la vida con dedicación y esfuerzo diario.

Qué pasos seguir

Buscar un asesor que te ayude con temas legales en la constitución de una sociedad es crucial, sobre todo para empezar con buen pie y solidez. Esto, antes o después de haber pensado el modelo de generación de ingresos que vas a llevar a cabo, es decir, cómo vas a ganar dinero. Para esto me ayudó mucho montar un Canvas Business Model®, pues abarca todas las variables con las que juega un negocio exitoso.

como empezar un negocio

Nosotros, por lo general, es lo primero que hacemos en las compañías que nos contratan. Es la mejor forma de alinear a toda la organización (o al menos a los puestos gerenciales) hacia los mismos objetivos estratégicos. Inténtalo, funciona.

Establecer con claridad las funciones de todos los integrantes con los que cuentas o vas a contar también es esencial, ya que no dejar a la imaginación lo que cada persona va a aportar es un punto clave para el crecimiento, tanto de ellos como de tu empresa.

Lo “bueno” llega cuando comienzas a buscar clientes… Porque claro que todos a tu alrededor te echan porras para que te lances a emprender, pero cuando se trata de confiar en esa nueva creación no es tan sencillo; por mucho que te aprecien.

Ve a por ello

¡Créetelo! Es tu ilusión, es uno de tus grandes proyectos de vida. Si no sabes contagiar esos sentimientos, estás acabado.

Y es que todo tiene un significado que refleja algo de tu sueño. Desde tu logo, hasta tu eslogan, pasando por los colores corporativos que se usan. Recuerda que lo que ven los demás, es lo que van a recordar de ti y de lo que estás vendiendo.

Son consejos que quizás hayas escuchado en más de una ocasión, pero que al verlos por escrito puede que se queden más grabados y estés más consciente de lo importante que es la perseverancia.

Fallar es parte del camino al éxito… Si yo pude empezar de cero, tú también puedes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *